31 semanas de embarazo

Revisado por Terri Forehand RN
una mujer hablando con su medico

Para tu bebé, esta parte del tercer trimestre se trata crecer y completarse. Para ti, la semana 31 de tu embarazo viene con sus propios cambios y desarrollos. Este es un buen momento para comenzar a prepararte para el nacimiento de tu bebé, lo que sucederá en unas pocas semanas.

El desarrollo de tu bebé

Ahora mide más de 16 pulgadas (40 centímetros) de la cabeza a los pies y pesa alrededor de 3.3 libras (un kilo y medio), tu pequeño se está haciendo más grande todo el tiempo.

La Clínica Mayo informa que la gran noticia para esta semana es la maduración del sistema nervioso central de tu bebé. En este punto del embarazo, tu bebé ahora debería poder controlar la temperatura de su cuerpo. Hasta hace poco, tu bebé confiaba en ti para esta importante tarea. Ahora su sistema nervioso central está lo suficientemente desarrollado como para asumir el control.

Tu cuerpo cambiante

Durante la semana 31 de tu embarazo, probablemente continúes notando síntomas como dificultades para dormir, estreñimiento, hemorroides y contracciones de Braxton Hicks. Es posible que hayas subido entre 21 y 27 libras (9.5 a 12 kilos) en este momento de tu embarazo. Tu útero se ha expandido para llenar una gran parte de tu abdomen, y esto, en combinación con las hormonas del embarazo, puede provocar reflujo ácido o acidez estomacal.

Hay algunas cosas que puedes hacer para ayudar con la acidez estomacal:

  • Disminuye la velocidad mientras comes. Toma pequeños bocados y mastica muy bien la comida.
  • Intenta comer un refrigerio saludable entre comidas y reduce un poco el tamaño de tus comidas. Comer menos alimentos a la vez te puede ayudar.
  • Elige ropa de maternidad holgada en lugar de prendas que estén apretadas alrededor de tu abdomen.
  • Evita los alimentos que puedan empeorar la acidez estomacal, como las comidas picantes o las bebidas con alto contenido de ácido, como el jugo de naranja y la cafeína.
  • Duerme con la cabeza en un nivel más alto que el de tus pies. Al elevar la parte superior de tu cuerpo pones la gravedad de tu lado.
  • Espera al menos una o dos horas para acostarte después de tu última comida o refrigerio.

Si tu acidez estomacal es muy grave, habla con tu médico o partera sobre tomar un medicamento de venta libre para ayudarte con esto. Siempre discute con tu proveedor de atención médica sobre cualquier medicamento que desees tomar antes de tomarlo.

Más información sobre la semana 31 de tu embarazo

A medida que te acerques a tu fecha de parto, es posible que te sientas nerviosa ante la perspectiva de un parto posiblemente doloroso. Tú cuentas con opciones cuando se trata de controlar el dolor, y la semana 31 es un buen momento para informarte sobre tus elecciones. Tu proveedor de atención médica también te puede ayudar a comprender tus opciones para aliviar el dolor.

Métodos naturales

Si eliges no tomar medicamentos para el dolor durante el trabajo de parto o el parto, aún quedan muchas cosas que puedes hacer para controlar el dolor. Ya deberías estar asistiendo a una clase de preparación para el parto, como Lamaze, que te puede enseñar muchas técnicas excelentes para sobrellevar la situación.

Estas son algunas de las formas en que puedes manejar el dolor durante la labor de parto y el parto en sí cuando este será sin drogas:

  • Técnicas de respiración
  • Masaje
  • Meditación
  • Ejercicios de visualización
  • Parto en el agua
  • Caminar o moverte

Estas técnicas también pueden ayudar si eliges tener un bloqueo epidural, narcóticos u otros medicamentos para aliviar el dolor.

Epidural

Epidural

Según la Asociación Estadounidense del Embarazo, aproximadamente la mitad de las mujeres eligen tener una epidural para el parto. Este procedimiento implica insertar un catéter en el espacio cerca de la columna vertebral, conocido como espacio epidural. A través del catéter, recibirás medicamentos que disminuyen la sensación y el dolor de la cintura hacia abajo.

Existen diferentes tipos de epidurales, incluida una epidural espinal combinada y una epidural regular. Estas varían en la duración del alivio del dolor y en su capacidad para moverte después de que la epidural ha sido colocada. Debes discutir estas opciones con tu médico para elegir el mejor método para ti.

Otros medicamentos

Hay muchos otros medicamentos que se pueden usar para disminuir el dolor durante el parto. De acuerdo con la Asociación Estadounidense del Embarazo, los siguientes medicamentos son los más recetados:

  • Morfina
  • Petidina (DCI)
  • Nalbufina
  • Butorphanol
  • Fentanilo

Al igual que la epidural, estos medicamentos conllevan riesgos, ventajas, así como efectos secundarios de los que debes hablar con tu médico.

Mirando hacia el futuro

Es importante recordar que tus preferencias de alivio del dolor deben ser parte de tu plan de nacimiento, pero que tu plan de parto puede cambiar durante el parto real. El nacimiento de tu bebé está a solo unas semanas de distancia, por lo que es una gran idea informarse sobre las opciones ahora.

31 semanas de embarazo