Niveles de progesterona al inicio del embarazo

Mujer enferma en la cama

Los niveles de progesterona aumentan al inicio del embarazo para apoyar la implantación y el desarrollo del embrión y feto. Un bajo nivel de progesterona durante las primeras semanas, aumenta la probabilidad de un embarazo con resultados bajos en el primer trimestre.

Embarazo y niveles de progesterona

En un ciclo de embarazo, el nivel de progesterona sigue aumentando en los días siguientes a la fertilización del óvulo y de la implantación del embrión. Esto es esencial para el desarrollo inicial del bebé.

Niveles durante el embarazo

Durante las primeras semanas de tu embarazo, los niveles crecientes de progesterona provienen del cuerpo lúteo en tu ovario. Después de aproximadamente 10 a 12 semanas, la placenta se convierte en la principal fuente de la hormona, que tiene funciones importantes durante el embarazo.

Según la United States National Library of Medicine (Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos), los niveles normales de progesterona varían durante el embarazo de la siguiente manera:

  • Primer trimestre: 11.2 a 90 ng/ml
  • Segundo trimestre: 25.6 a 89.4 ng/ml
  • Tercer trimestre: 48 a 150 a más de 300 ng/ml

Medición de la progesterona

Generalmente la progesterona se mide en las primeras semanas del embarazo si hay una preocupación sobre la viabilidad del embrión o del feto. Un bajo nivel de progesterona puede indicar un embarazo no viable.

Ilustración del útero

Aunque menos común, los niveles más altos de lo esperado, pueden deberse a:

  • Múltiples ovulaciones y fetos
  • Un embarazo molar, -que no es viable-
  • Quistes en los ovarios
  • Enfermedad de las glándulas suprarrenales
  • Cáncer del ovario

En estos casos, el médico investigará más a fondo realizando análisis de sangre, ultrasonidos u otros estudios de imagen.

Niveles en embarazos normales y anormales

En general, aunque los niveles se superponen, la progesterona es más alta al inicio de los embarazos intrauterinos normales que en los anormales. Según la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU., en las primeras cuatro a seis semanas de embarazo si tu nivel de progesterona es de:

  • Más de 20 nanogramos/mililitro (ng/ml): Tienes casi un 100% de probabilidades de tener un embarazo viable en tu útero.
  • Menos de 5 ng/ml: Tienes un alto riesgo de tener un embarazo no viable (embrión o feto intrauterino o un embarazo ectópico).
  • Entre 5 y 20 ng/ml: Hay un 70% de probabilidades de que tengas un embarazo intrauterino viable.

Sin embargo, según el libro de texto, un nivel bajo de progesterona no es un buen predictor de un embarazo ectópico.

Evaluación de la progesterona baja al inicio del embarazo

Debido a que hay una superposición en los niveles de progesterona al inicio de los embarazos viables y no viables, si tu progesterona es baja, tu médico combinará los resultados con las siguientes pruebas para ayudar a evaluar tu embarazo y la ubicación de tu feto:

  • Ultrasonido
    Niveles seriales de BHCG: Según la Instituta Barnabeu, el nivel beta de gonadotropina coriónica humana (BHCG) se duplica aproximadamente cada 48 horas durante las primeras seis semanas del embarazo. Un bajo BHCG inicial, o un BHCG sin duplicación, o serie fallida o caída, con baja progesterona hace que sea más probable que el embarazo no sea viable.
  • Ultrasonido: Un ultrasonido transvaginal puede ayudar a determinar que el embarazo está dentro del el útero y descartar la implantación ectópica. Un saco intrauterino es visible en un ultrasonido transvaginal a las cuatro o cinco semanas de embarazo y cuando el BHCG es de 1,500 unidades mil-internacionales por mililitro (mIU/ml). Cuando el BHCG está en 6,500 un ultrasonido transabdominal puede ver el saco intrauterino. A partir de las seis semanas la actividad cardíaca de un feto en desarrollo confirma que el embarazo es viable.

Tu historial previo de fertilidad y embarazo, así como tu historial y síntomas actuales, tales como sangrado vaginal o dolor pélvico, ayudarán a determinar tu evaluación y diagnóstico.

Causas de progesterona baja al inicio del embarazo

Las causas más comunes de bajos niveles de progesterona al inicio del embarazo incluyen:

  • Embarazo ectópico, donde el embarazo se implanta en una trompa de Falopio, un ovario, el cuello del útero o en la cavidad pélvica o abdominal. Un embarazo ectópico es la causa más importante que debe buscarse, ya que puede llegar a ser mortal si no se diagnostica a tiempo.
  • Un embrión precoz o pérdida fetal debido a anormalidades cromosómicas
  • Un aborto espontáneo, completo o incompleto, que llega a ocurrir en el 10 al 25% de los embarazos
  • Amenaza de aborto involuntario inevitable, que puede o no continuar
  • Un embarazo químico donde el embrión no se desarrolla más allá de cuatro semanas. Esto se asociará con un BHCG bajo
  • Muerte temprana del cuerpo lúteo

Estos embarazos anormales pueden o no estar asociados con sangrado vaginal, cólicos pélvicos y abdominales, o dolor.

Tratamiento de la progesterona baja al inicio del embarazo

Cuando el nivel de progesterona es bajo, y hay un embarazo intrauterino viable en la ecografía, el diagnóstico podría ser la amenaza de un aborto espontáneo. El problema a menudo causa manchas vaginales o sangrado y calambres pélvicos.

En el caso de un nivel bajo de progesterona algunos médicos prescriben progesterona para prevenir un aborto involuntario. Sin embargo, según la evidencia de la investigación, el tratamiento de la amenaza de aborto espontáneo con progesterona es controversial.

Análisis de la investigación

Un análisis de los estudios en la base de datos de la Biblioteca Cochrane sobre el uso de la progesterona para prevenir los abortos espontáneos se publicó por primera vez en el 2008 y se actualizó en el 2013. Basándose en estos estudios, los autores concluyeron que no existe evidencia de que el tratamiento con suplementos de progesterona por inyecciones intramusculares, supositorios vaginales o píldoras orales durante el inicio del embarazo o a mitad del mismo prevenga los abortos espontáneos. Según el estudio, la terapia con progesterona pudiera ser apropiada, si tienes un historial de abortos espontáneos recurrentes.

Papel de la progesterona al inicio del embarazo

Además de anclar el embrión al endometrio y nutrir su desarrollo en feto, el papel de la progesterona al inicio del embarazo incluye lo siguiente:

  • Feto a las 6 semanas
    Relaja la capa muscular de la pared uterina para permitir el crecimiento del feto y reducir la posibilidad de contracciones
  • Forma el tapón de mucosidad, que durará hasta el final del tercer trimestre del embarazo
  • Protege al bebé del rechazo de los anticuerpos y de otros factores inmunes de la madre
  • Aumenta la circulación sanguínea entre el útero y la placenta
  • Comienza el crecimiento de las glándulas mamarias para que produzcan leche

Habla con tu médico

Si tu nivel de progesterona está bajo durante el inicio de tu embarazo, consulta a tu médico para obtener más información y una evaluación adecuada de acuerdo a tus circunstancias. Esto es aún más importante si tienes sangrado vaginal, dolor pélvico o abdominal, para asegurarte de que no tienes un embarazo ectópico.

Niveles de progesterona al inicio del embarazo