Nacimiento prematuro y retraso para hablar

Lic. Debbie LaCroix
Hermanos pequeños jugando

Los niños que tienen nacimientos prematuros y atraso en el habla pueden necesitar ayuda adicional para ponerse al día.

Retrasos en el habla y bebés prematuros

Si tienes un hijo prematuro, es común que tenga algunos problemas. Sin embargo, esto no significa que tu hijo se quedará atrás para siempre. Los retrasos en el habla son comunes en los niños, pero con una intervención al inicio del problema es muy probable que tu hijo pueda estar bien.

El primer signo de atraso en el habla es difícil de detectar. Cada niño se desarrolla a su propia velocidad. Sin embargo, si tu hijo parece estar atrás de la mayoría de los niños de su edad, vete a lo seguro y pide que lo revisen.

Familiarízate con los hitos comunes

Es más fácil hacer un seguimiento del progreso de tu hijo si estás al tanto de los hitos del habla en cada edad. No olvides agregar algunos meses para compensar el hecho de que tu hijo fue prematuro.

Desde el nacimiento a los 14 meses

Desde el nacimiento hasta los cuatro meses, espera que tu hijo llore para comunicarse. De hecho, no comenzará a balbucear hasta alrededor de los 4 meses, y no esperes escuchar ninguna de sus primeras palabras hasta al menos los 14 meses. Si tu hijo es menor de dos años y no habla, no tienes de qué preocuparte.

Primeras palabras

Algunos niños dirán sus primeras palabras aproximadamente a los 14 meses, aunque para la mayoría de los padres que esperan este gran hito ocurre entre los 14 meses y los 20 meses. Las primeras palabras serán muy simples, frases de una palabra como mamá o leche.

Los terribles dos

A la edad de dos años, muchos niños pueden decir oraciones de dos palabras. Este es el año en que comenzarán a construir un vocabulario. A la edad de 23 meses, la mayoría de los niños pueden usar de 50 a 70 palabras. Durante este año, los niños también comenzarán a usar oraciones de dos a tres palabras.

Ten en cuenta que los nacimientos prematuros y el retraso en el habla son comunes. Si tu hijo no está hablando en absoluto a la edad de dos años, pide que lo analicen. La pronta intervención es muy importante para ayudar a tu hijo a desarrollar las habilidades del habla.

Otros signos de retraso del habla

Si bien tu hijo puede estar hablando, no es raro que tengas otras preocupaciones sobre su habla, como la claridad o la frecuencia. Es mejor errar por el lado cauteloso y hacer que lo revisen. Algunas preocupaciones comunes están abajo.

Problemas para entender a tu hijo

Esto es frustrante tanto para ti como para el niño que siente que te está diciendo lo que quiere. En algunos casos, un niño dejará de intentar hablar. Muchos niños pasan por esto, así que antes de entrar en pánico, pregúntate si hay alguna palabra que él diga que puedas descifrar.

Algunos consejos para ayudar a tu hijo incluyen:

  • Pedirle que te muestre lo que quiere y repetir la palabra. Por ejemplo, si quiere leche y está diciendo "eche", señala algunos objetos y repite. Una vez que identifiques el artículo, di la palabra correcta de manera positiva: "¡Oh, quieres leche! ¡Buen trabajo!"
  • No corrijas a tu hijo. En lugar de eso, repite su oración o solicitud correctamente para que él pueda escuchar cómo debe sonar.

Falta de vocabulario

En algunos casos, tu hijo puede estar atrasado en el número de palabras que está hablando. Consulta con tu médico para tener una idea de cuántas palabras debería estar diciendo basados en la edad qué tiene.

Revisar el oído del bebé

Una de las primeras cosas que debes verificar es el oído de tu hijo. La falta de expresión puede ser un signo de algo más. En muchos casos, puede ser simplemente una acumulación de cera o que el bebé requiera tubos. Una visita al otorrinolaringólogo responderá muchas de tus inquietudes.

Retraso del lenguaje

En otros casos, el retraso en el habla puede ser un signo de autismo, apraxia del habla, trastornos de la articulación, síndrome de Asperger, herencia genética u otros problemas. Si este es el caso, la intervención temprana siempre es mejor.

Soluciones

Si tu hijo tiene un retraso del habla, hay muchas fuentes de ayuda, incluidos terapeutas y grupos de apoyo.

Logopeda

Un terapeuta del habla está capacitado para trabajar con tu hijo y ayudarlo a desarrollar sus habilidades del habla y el lenguaje en las áreas que le faltan. En muchos estados este es un servicio gratuito. Pídele a tu especialista otorrinolaringólogo una recomendación.

Lenguaje de señas para bebés

Otra solución temporal para los niños que tienen problemas para comunicarse es el lenguaje de señas para bebés. Muchas clases y programas se han desarrollado en todo el país. Esto le permite a tu hijo comunicarse contigo desde los 6 meses hasta el año.

Lee para tu hijo

Los estudios demuestran que leerle a tu hijo le ayuda a desarrollar el lenguaje. Las rimas infantiles y los cuentos de hadas son perfectos a esta edad. Cuanto más te escuchan hablar, más aprenden. La lectura y la interacción directa son mucho más valiosas que la televisión.

Sigue tu intución

Como padre o madre, siempre estarás preocupado por tu hijo y su desarrollo. Tu intuición es una buena señal para que lo analicen por otros problemas. Recibir atención oportuna puede hacer la diferencia.

Nacimiento prematuro y retraso para hablar