Comezón vaginal

Mujer embarazada con comezón vaginal

No hay nada placentero en la comezón vaginal y, aunque las causas pueden no ser potencialmente mortales, no se debe ignorar el síntoma. En muchos casos, el prurito es tratable usando algunos enfoques simples, pero la condición podría ser un síntoma de un problema grave.

Causas de comezón vaginal

Las causas de la comezón vaginal varían. Muchas mujeres experimentan esta incómoda condición por muchas razones diferentes. La irritación se puede abordar de manera más efectiva una vez que se ha establecido la causa.

Posibles causas

Algunas ocurrencias naturales pueden llevar a la comezón en la piel vaginal. Algunas mujeres experimentan la incomodidad durante la menopausia porque los cambios en los niveles hormonales pueden hacer que la vagina se seque y se adelgace. Las mujeres que están bajo un estrés considerable también son más susceptibles a la comezón y la infección, sin importar en qué etapa de la vida estén. Otras posibles causas incluyen:

  • Los irritantes que pueden entrar en contacto con la delicada piel de la vagina, creando comezón en el proceso. Irritantes comunes incluyen:
    • Productos de higiene femenina
    • Anticonceptivos geles y espumas
    • Condones
    • Detergentes y suavizantes de telas
    • Baños de burbujas
  • La vaginitis es una infección que causa olor, secreción e inflamación. La comezón puede surgir de infecciones simples, pero otras pueden ser enfermedades de transmisión sexual.
  • Las infecciones por micosis son una condición de comezón que se acompaña de una descarga blanca en forma de anillo. Las condiciones que pueden provocar este tipo de comezón vaginal incluyen:

Algunas de las posibles causas de la comezón vaginal son bastante serias, por lo que es importante hablar de los síntomas con tu médico. Esto es especialmente importante si experimentas cualquiera de los siguientes síntomas:

  • Ampollas en la vagina o la vulva
  • Ardor al orinar
  • Dolor pélvico
  • Hinchazón
  • Empeoramiento de los síntomas
  • Síntomas persistentes, que duran más de siete días

Diabetes

En algunos casos, las mujeres pueden experimentar comezón vaginal e infección por hongos cuando tienen diabetes. La diabetes gestacional también puede contribuir al problema. Si experimentas la sensación de comezón y la secreción en forma de cuajo junto con cualquiera de los siguientes síntomas, es fundamental buscar la guía de un médico de inmediato.

  • Pérdida de peso repentina
  • Cansancio excesivo
  • Sed excesiva
  • Apetito incrementado
  • Micción frecuente

Comezón vaginal y el embarazo

El embarazo es otro factor a considerar con este problema femenino. El cuerpo experimenta muchos cambios durante el embarazo, incluidas las fluctuaciones hormonales. Los cambios en los niveles hormonales pueden resecar la piel de la vagina y la vulva. La falta de lubricación y los cambios posteriores en los niveles de pH pueden provocar comezón en algunas circunstancias.

El cambio en los niveles del pH es una de las causas de comezón vaginal durante el embarazo. Otros problemas incluyen enfermedades de transmisión sexual, infección por hongos u otras infecciones vaginales. El problema del pH es la causa más común del problema de la comezón vaginal, sin embargo, es importante hablar con un médico para descartar enfermedades o infecciones de transmisión sexual.

Tratamiento

Los tratamientos para la comezón vaginal durante el embarazo varían de acuerdo con las causas específicas. En muchos casos, la condición puede tratarse con remedios de venta libre. Algunos remedios caseros también pueden ser efectivos. Habla con un médico antes de usar cualquier tratamiento para la comezón, especialmente cuando estás embarazada.

Cuando el nivel de pH es el problema, los remedios caseros simples pueden funcionar.

  • El bicarbonato de sodio y el agua mezclados en una pasta pueden aliviar la comezón cuando se colocan directamente en la región con comezón.
  • Un trapo frío puede aliviar la comezón, especialmente si el área se siente caliente e irritada.
  • Simplemente lavar el área con bicarbonato de sodio y agua puede ser efectivo.

Algunos sugieren tomar un baño con bicarbonato de sodio salpicado en el agua, pero es muy importante asegurarse de que el agua no esté demasiado caliente. Como regla general, si tu piel se pone rosada, es demasiado caliente para ti. Asegúrate de que alguien esté cerca mientras te bañas. Entrar y salir de la bañera puede ser peligroso, especialmente durante el último trimestre.

Medidas preventivas

En algunas situaciones, evitar la comezón puede estar fuera de tu control, pero puedes tomar medidas preventivas para evitar que el problema comience. Una buena higiene siempre es útil, pero demasiada limpieza puede provocar cambios en los niveles de pH.

  • Evita el uso de productos de baño perfumados
  • No uses duchas
  • Lava la ropa interior en detergentes y suavizantes de telas sin olor
  • Límpiate de adelante hacia atrás después de ir al baño
  • Lávate con jabón hecho especialmente para pieles sensibles
  • Evita la ropa interior hecha de material sintético

Problemas relacionados con el embarazo

La comezón vaginal es un problema común relacionada con el embarazo, pero es tratable y, en muchos casos, es prevenible. El tratamiento del prurito comienza consultando a tu médico para asegurarte de seleccionar el enfoque correcto para el tratamiento.

Comezón vaginal