Up Next
Up Next

¿Cuándo ocurre el sangrado de implantación?

ultrasonida en un mes

Si estás tratando de concebir, puedes estar atenta a la hemorragia de implantación como una señal de inicio del embarazo. El sangrado puede ponerte nerviosa si estás tratando de tener un bebé, pero el sangrado de implantación es normal y natural. Puedes sentirte decepcionada y sospechar que las manchas son el comienzo de tu período. La buena noticia es que una pequeña cantidad de sangre, como en las manchas de implantación, puede ser una buena señal de que has concebido con éxito.

Cuando se produce el sangrado de implantación

De acuerdo con la Clínica Mayo, el sangrado de implantación ocurre aproximadamente de 10 a 14 días después de la ovulación (cuando el ovario libera el óvulo). El rango de tiempo es amplio porque todo depende de qué tan rápido se mueva el huevo por la trompa de Falopio y se adhiera al útero. La duración del sangrado de implantación varía. Puede ser muy breve y prácticamente imperceptible, o puede durar unos pocos días con un flujo que es más ligero que o similar al de tu menstruación regular. Si estás experimentando un flujo más pesado que tu período normal, lo más probable es que no sea un sangrado de implantación.

Durante tu ciclo menstrual, tu cuerpo pasa por un proceso que prepara tu útero para cuidar un óvulo fertilizado y convertirlo en un ambiente enriquecedor para el feto. Si ningún huevo fertilizado ingresa al útero, comienza tu período menstrual y se derrama el revestimiento uterino que tu cuerpo trabajó tan duramente para formar. Sin embargo, cuando se produce la fecundación, el blastocisto tiene su hogar en el revestimiento uterino hecho de sangre y tejido, excavando en el revestimiento hasta lograr estar bien sujeto. Esto puede causar molestias y calambres abdominales. Mientras que se implanta el huevo, una pieza de revestimiento puede separarse para hacer espacio. Esto no es para alarmarse y es perfectamente normal. La sangre o el tejido que se desprende del revestimiento uterino se abre paso en forma de sangrado de implantación.

Otro sangrado durante el inicio del embarazo

La Asociación Estadounidense del Embarazo sugiere que aproximadamente entre el 20 y el 30 por ciento de las mujeres experimentan un poco de sangrado al principio del embarazo. Las mujeres que tienen relaciones sexuales al principio del embarazo pueden sangrar luego porque el cuello uterino se vuelve sensible y se llena de sangre durante el embarazo. A otras mujeres se les retrasa el sangrado de implantación y sólo aparece mucho después de los doce días posteriores a la ovulación. A veces, el sangrado durante el inicio del embarazo no tiene ninguna razón de ser. Sin embargo, si notas que estás viendo más de esto y que estás teniendo dolor, contacta a tu médico de inmediato. Podrías tener una complicación como un aborto espontáneo o un embarazo ectópico.

Monitoreo del sangrado de implantación

La hemorragia por implantación es normal, pero no ocurre en todos los embarazos. No es un predictor confiable de embarazo, y por lo tanto, debes planear tomar una prueba de embarazo cuando pierdas tu período para asegurarte de recibir la atención médica adecuada una vez que descubras que estás embarazada. Si experimentas sangrado inusual o si estás preocupada, comunícate con tu ginecólogo.

¿Cuándo ocurre el sangrado de implantación?