Lesiones comunes en la cola del gato

Jessica Gomez, Escritora
Cola de gato

A veces, la cola de un gato puede parecer que tiene una mente propia, moviéndose de un lado a otro y comunicando el estado de ánimo del gato incluso cuando su cuerpo está inmóvil. Debido a que la cola siempre se mueve por separado del resto del cuerpo de un gato, es propensa a lesionarse. La cola de un gato es una extensión de la columna vertebral, por lo que una lesión en la cola es un asunto grave. Si sospechas que tu gato tiene una lesión en la cola, debes tratarlo de inmediato.

Dermatitis

En gatos con pelo largo o denso, las bacterias que se acumulan y no tienen suficiente exposición al aire no pueden respirar, y pueden producirse infecciones. PetEducation indica que estas áreas húmedas en la piel que se inflaman debido a una infección se conocen como puntos calientes.

Señales de dermatitis

Cola de gato con dermatitis
  • Piel rasgada
  • Herida abierta
  • Zona cálida con enrojecimiento o color rosado.
  • Rezumando o con costra sobre pus
  • Picor intenso

Tratamiento

El área alrededor del punto caliente deberá afeitarse para permitir que la herida respire y para que tu veterinario pueda evaluar el alcance del daño. Muchos gatos se agitan durante el afeitado, así que, a menos que tengas experiencia en el afeitado de un gato, debes dejar el afeitado a tu veterinario. Tu veterinario también limpiará la herida con ungüento, y puede prescribir antibióticos.

Heridas

Los gatos son animales con propensión a la pelea, pero al entrar en un pleito con un animal salvaje, un perro o incluso otro gato, la parte más fácil del cuerpo para que sus oponentes se agarren es la cola. Las mordeduras pueden provocar una infección, por lo que es esencial que la herida se cuide de forma inmediata y adecuada.

Sin embargo, las mordeduras no son la única forma en que la cola de un gato puede lesionarse. A veces, cuando un gato busca refugio del clima frío bajo el capó de un automóvil, su cola puede quedar destrozada en el motor. Otros accidentes comunes incluyen ser pisado, que la cola quede atrapada en una cerca, y desafortunadamente, a veces las personas causan daño y lesionan deliberadamente la cola de un gato.

Síntomas de una herida

  • Rasguño visible o laceración
  • Absceso
  • Sangrar
  • Marcas de mordida
  • Falta piel o pelo
  • Decoloración (puede ser debido a una infección)

Tratamiento

Si la cola está sangrando, lo primero que debes hacer es detener el sangrado. PetCareRX indica que puedes intentar detener el sangrado en heridas pequeñas aplicando presión en el área con un trozo de gasa estéril. Una vez que el sangrado se detenga, usa jabón antibacterial en el área y cúbrelo con una venda limpia. Los rasguños y las mordeduras pueden provocar una infección grave, por lo tanto, después de aplicar el vendaje, lleva a tu gato al veterinario para que puedas determinar si necesita antibióticos, puntos de sutura o cualquier otro tipo de atención. Si la lesión de tu gato parece grave, no esperes para limpiar el corte tú mismo; lleva a tu gato al veterinario inmediatamente.

Los gatos al aire libre tienen una probabilidad mucho mayor de sufrir lesiones en la cola debido a que están sujetos a animales salvajes, automóviles y exposición a los elementos, por lo que siempre es mejor mantener a tu gato dentro de la casa a menos que los estés supervisando afuera.

Cola rota, fracturada o dislocada

Contrariamente a los cuentos populares, los gatos no siempre caen de pie. De hecho, PetCareRX informa que la mayoría de las roturas y fracturas en la cola se producen por caídas. Las roturas, fracturas y dislocaciones también pueden resultar de una cola que es atropellada por un automóvil, que se pisa, o que es accidentalmente atrapada en una puerta que se cierra. Incluso los niños pueden dislocar la cola de un gato si tiran de ella.

Señales de rotura, fractura o dislocación

Cola de gato fracturada
  • Torcedura o golpe en la cola
  • Hinchazón en la cola
  • Cola ligeramente caída
  • Dolor o sensibilidad
  • Sin movimiento en la cola

Cualquiera de estos síntomas puede indicar una rotura, fractura o dislocación. Si la cola está dislocada en la base, tu gato también puede tener algunos problemas al intentar usar la caja de arena.

Tratamiento

Una cola rota puede sanar sin una férula aplicando hielo y administrando analgésicos recetados por tu veterinario para el malestar. Sin embargo, algunos casos requieren cirugía. Si ves algún signo de ruptura, debes llevar a tu gato al veterinario lo antes posible para que pueda evaluar el daño a los nervios. Un veterinario puede saber si hay una ruptura o dislocación con solo mirar la cola, pero es probable que quieras hacer una radiografía de la cola de tu gato. Si parece haber daño en los nervios, puede ser necesario un tratamiento adicional.

Daño en el nervio

Las lesiones que involucran haber tirado de la cola del gato pueden dañar los nervios de la cola de un gato. Estas lesiones, conocidas como lesiones por avulsión, no solo afectan los nervios de la cola, sino también los nervios que los gatos usan para orinar y defecar.

Señales de daño en el nervio de la cola

  • Ruptura visible
  • Cola floja
  • Hinchazón en la base de la cola.
  • Dificultad para caminar
  • Dolor o sensibilidad
  • Micción o defecación involuntaria

Si tu gato experimenta daño en los nervios con una lesión en la cola, es posible que tengas que ayudarlo a hacer sus necesidades diariamente hasta que la lesión haya cicatrizado.

Tratamiento

Es posible que tu veterinario quiera hacer una serie de pruebas, que incluyen radiografías, hemograma completo y análisis de orina. Dependiendo del daño, los nervios pueden curarse eventualmente, pero si el daño es grave o la cola se paraliza, tu veterinario puede recomendar una amputación.

El daño a los nervios es una enfermedad grave en los gatos, y el cuidado veterinario inmediato es crucial.

Evaluación de la lesión de la cola de tu gato

Las lesiones en la cola son comunes y pueden surgir complicaciones mayores si la lesión no se trata de inmediato. Si algo parece estar mal en la cola de tu gato, échale un vistazo más de cerca. Podrías estar ahorrando mucho estrés a tu gato siendo diligente.

Lesiones comunes en la cola del gato